Hallaron muerto a un investigador del caso Madeleine McCann

Original

Oakley International, empresa de Halligen, fue contratada por la familia McCann por una suma superior a los 500,000 dólares con el fin de encontrar una pista sobre el paradero de la pequeña Madeleine, un año después que la niña desapareciera en Portugal en el 2007.

También puede interesar

Dejar un comentario